La historia

Cabeza colosal de la poetisa Safo

Cabeza colosal de la poetisa Safo


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.


La poesía lírica era personal y evocadora, permitiendo al lector identificarse con la desesperación y las esperanzas privadas del poeta. Es por eso que Safo, incluso 2600 años después, puede despertar nuestras emociones.

Sabemos que Safo reunió sobre sí misma a un grupo de mujeres, pero el debate continúa sobre su naturaleza. Según H.J. Rose, "No es una teoría poco atractiva que fueran formalmente una organización de culto o tiasos. "Por otro lado, Lesky dice que no tenía que haber sido un culto, aunque adoraban a Afrodita. Safo tampoco necesita ser considerada una maestra de escuela, aunque las mujeres aprendieron de ella. Lesky dice que el propósito de su vida juntos era al servicio de las Musas.


"Para ustedes, hermosas doncellas, mi mente no cambia".

Zafiroo fue un poeta lírico griego y un aristócrata nacido entre 630 y 612 a.C. Aunque estaba casada con un rico comerciante, pasó sus días en la isla de Lesbos, un siglo VII a. C. Centro cultural griego, estudia arte y escritura. Lo que hace a Safo tan histórica fue su poesía interpretada con el acompañamiento de una lira. También fue una de las primeras poetas en pasar de escribir desde la perspectiva de las deidades y musas a escribir en primera persona y expresar sus propios sentimientos. Ella fue tan influyente que la métrica lírica que usaba ahora se llama metro sáfico. Mujeres ricas de todo el Mediterráneo enviaron a sus hijas a la isla de Lesbos para estudiar con Safo. Escribió poesía lírica acompañada de música de lira que también escribió expresando su amor por sus alumnas. Posteriormente la ciudad-estado de Lesbos acuñó monedas con su imagen. Platón, el famoso filósofo, colocó a Saphho entre las Musas divinas. Se dice que Solon, la famosa abogada, pidió que le enseñaran a tocar una de sus canciones "porque quiero aprenderla y morir". Es tan influyente que las palabras modernas lesbiana y sáfica para describir la homosexualidad femenina se derivan de la influencia de su trabajo.

No he tenido una palabra de ella

Francamente desearía estar muerto

Cuando se fue, lloró
mucho me dijo,
"Esta despedida debe ser
soportado, Safo. Voy de mala gana ".

Dije: "Vete y sé feliz
pero recuerda (tu sabes
bueno) a quien dejas encadenado por el amor

"Si me olvidas, piensa
de nuestros dones a Afrodita
y toda la hermosura que compartimos

"Todas las tiaras violetas,
capullos de rosa trenzados, eneldo y
azafrán entrelazado alrededor de tu joven cuello

“Mirra vertida en tu cabeza
y sobre suaves esteras chicas con
todo lo que más deseaban junto a ellos

“Mientras no coreaban voces
Coros sin los nuestros
ningún arbolado floreció en primavera sin canto ... "

Este poema, & # 8220 No he tenido una palabra de ella & # 8221, es uno de los muchos poemas que muestran su afecto hacia las mujeres. En este poema, el dolor con el que está lidiando por la partida de su amante es fuerte, indicando que desearía estar muerta. Su amante no quería irse, pero otra fuerza los separaba. Basándome en la tercera estrofa, creo que la amante tenía marido o familia, lo que la obligó a dejar Safo. Safo le dice a su amante que recuerde las noches románticas y los momentos sensuales y divertidos que pasaron juntos. Si fueron amantes o no por un período de tiempo largo o corto, obviamente pasaban sus días juntos siendo sensuales y cariñosos. Su relación parecía ser fuerte, de ahí que Safo tenga el corazón tan roto. Este poema es el primer poema "nomeolvides" escrito por una mujer.

Afrodita inmortal de trono resplandeciente,
Hija de Zeus, hechicera, te lo suplico,
Ahórrame, oh reina, esta agonía y angustia,
No aplastes mi espíritu

Siempre que antes me has escuchado & # 8211
A mi voz llamándote en la distancia
Y atentos, has venido, dejando a tu padre & # 8217s
Dominios de oro,

Con carro en yugo a tus corceles de alas flotantes,
Revoloteando veloces piñones sobre la tierra y la oscuridad,
Y llevándote a través del infinito, deslizándote
Hacia abajo del cielo,

Entonces, pronto llegaron y tú, diosa bendita,
Con divina contienda sonriendo, me preguntaste
¿Qué nuevo infortunio me había sobrevenido ahora y por qué?
Así te había llamado.

¿Cuál en mi loco corazón fue mi mayor deseo?
¿Quién era ahora que debía sentir mis encantos?
¿Quién era la bella a la que hay que persuadir?
¿Quién te hizo daño, Safo?

Porque si ahora huye, pronto la seguirá.
Y si rechaza los regalos, pronto los ofrecerá
Sí, si ella no conoce el amor, pronto lo sentirá
Incluso reacio.

Ven entonces, te ruego, concédeme el alivio del dolor,
Aleja el cuidado, te lo suplico, oh diosa
Cumple para mí lo que anhelo lograr,
Sé tú mi aliado.

Safo & # 8217s & # 8220 Himno a Afrodita & # 8221 (Poema # 1) es el único poema de sus muchos libros de poesía que ha sobrevivido en su totalidad. Este poema es un grito a Afrodita, la diosa griega del amor, para que sane el corazón roto de Safo. En la primera estrofa ella llama a la diosa de los cielos como súplica. Continúa en la segunda estrofa para suplicar y le recuerda a Afrodita lo fiel que era Safo al amar en el pasado, recordándole a la diosa que ha escuchado sus peticiones antes y que ha respondido a estas súplicas anteriores. Safo también afirma que Afrodita tendrá que dejar la gloria del palacio de oro de Zeus para ayudarla. En la tercera y cuarta estrofa llega la diosa, preguntando por el problema de Safo a través de la oración. La diosa pregunta, & # 8220 quién te hace daño & # 8221, y con estas palabras el lector se entera de que el hablante merece la ayuda de Afrodita. Obviamente, ella tiene el corazón roto. La última palabra, & # 8220Safo, & # 8221 une al hablante y al poeta, redefiniendo la personalidad del poeta, Safo. Continúa en la quinta y sexta estrofa para hablar con la diosa, luego la diosa se va. Safo recuerda las veces que la diosa la ayudó en el pasado con angustia y amor. Safo ve a la diosa como una amiga que siempre la ayudará en sus momentos de necesidad.

Parece un igual a los dioses,

Ese hombre que se sienta frente a ti
Y tu dulce hablar estando cerca
Puede escuchar
Y esa risa seductora, que pone
el corazón a palpitar en mi pecho
Porque cuando miro en tu camino, mis palabras
Disuelva sin escuchar.
El silencio me rompe la lengua y sutil
el fuego corre debajo de mi piel,
No puedo ver con mis ojos ni oír
a través de oídos zumbantes.
El sudor corre, un escalofrío tiembla
Yo profundo & # 8212 me siento tan pálido como la hierba:
Tan cerca de la muerte como eso, y verde,
Es como me veo.

En el Poema # 3, Safo expresa celos de su amante hablando con un hombre. Siendo que los celos son una de las emociones más fuertes, este poema no solo es fuerte en palabras y descripción, sino en patrón. Este es uno de los muchos poemas que Safo usa su métrica sáfica al interpretar este poema. Puede darse cuenta de los notables descansos y pausas en la escritura.

Elegí a Safo para formar parte de este archivo por su influencia no solo en la poesía sino en la cultura queer de esa época. Fue la primera mujer conocida en escribir sobre otra mujer de manera romántica. Aunque su trabajo fue luego censurado por cristianos, lo asombroso de Safo es que frente a una de las culturas más discriminatorias de la historia, a través de generaciones de misoginia patriarcal y homofobia, rompió el silencio impuesto a la homosexualidad femenina. Por el extraordinario poder de sus versos, Safo obliga al crítico y al lector a considerarla como mujer y como lesbiana. En mi opinión, Safo representa a todas las mujeres perdidas en la historia literaria, especialmente a todas las artistas lesbianas cuyo trabajo ha sido destruido, desinfectado o heterosexualizado.


Cabeza colosal de la poetisa Safo - Historia

La semana pasada, se supo que Brill se había retractado de un capítulo del profesor Dirk Obbink que presentaba información falsa sobre la procedencia de los papiros Safo. Una declaración de los editores del volumen & # 8217s explica el razonamiento de la retractación. Así como niega los cargos en su contra en relación con los papiros de Oxyrhynchus robados, el profesor Obbink niega estos cargos y promete presentar pruebas exonerantes:

& # 8220 Michael Sampson ha publicado un artículo que también cuestiona la procedencia de los papiros como se informa en el capítulo 2 de este libro (Boletín de la Sociedad Estadounidense de Papirólogos 57 [2020] 143-169). Los editores de Brill le dieron a Dirk Obbink, el autor de este capítulo, la oportunidad de responder a esta evidencia, pero hasta ahora no han recibido una respuesta sustancial. Les ha dicho que está trabajando en un artículo académico en el que cuestiona los hallazgos de Sampson, pero no ha mencionado una línea de tiempo. & # 8221

Creo que todos esperamos con ansias la respuesta del Prof. Obbink & # 8217 en este asunto, al igual que seguimos esperando ver los documentos relacionados con el supuesto historial de colección del papiro Safo, que el Prof. Obbink supuestamente se comprometió a publicar en 2015. en un Ciencia viva artículo:

& # 8220 En los próximos meses, Obbink dijo que el plan es hacer que los documentos de recolección y las fotografías relacionadas del papiro de London Sappho estén disponibles en línea, incluidas cartas, transcripciones y otros documentos de personas, incluido Robinson, que trabajó en esta colección desde el principio. & # 8220 N.º 8221

Por lo tanto, será muy bienvenido cuando el profesor Obbink produzca este artículo y estos documentos. Mientras tanto, sin embargo, es bueno saber que hay personas en Brill que se están tomando este asunto en serio. Hasta donde yo sé, los artículos retractados son raros en el campo de los clásicos, por lo que esta es una acción significativa.

Los editores también incluyeron una declaración sobre la autenticidad del papiro:

& # 8220 Hasta ahora no hemos visto ninguna evidencia que sugiera que P.GC inv. 105 o P.Sapph.Obbink no es auténtico. & # 8221

La redacción aquí me da una pausa. [[Actualización del 30 de marzo de 2021: Jona Lendering también encontró extraña esta frase.]] Por un lado, cuando miro las imágenes disponibles de estos manuscritos, veo fragmentos que tienen la apariencia de papiros que fueron producidos en la antigüedad por un copista habilidoso.

Pero, por otro lado, eso es justo lo que pasa: estoy mirando imagenes& # 8211e imágenes que no sean de muy alta calidad. ¿Cuántos eruditos han examinado estos papiros en persona? Esa es una pregunta honesta. No sé que el fragmento más grande de & # 8220London & # 8221 haya sido examinado físicamente de cerca por nadie más que el Prof. Obbink. Ha informado que el fragmento de Londres ha sido sometido a pruebas científicas, pero como he argumentado en otra parte, esas afirmaciones son dudosas.

Entonces, en ausencia del objeto físico, ¿qué otras indicaciones de falsificación se podrían considerar? Bueno, el contenido textual del poema puede ser un buen punto de partida. El propio profesor Obbink planteó la cuestión en su TLS artículo que anuncia el papiro en 2014 (ya no está disponible en línea):

& # 8220¿Cómo podemos estar seguros ... de que estos nuevos fragmentos son genuinos? Después de todo, puede que se pregunte si & # 8217t & # 8216The Brothers Poem & # 8217 no llena demasiado convenientemente un vacío en lo que no sabemos de Safo y su familia? ¿Y no confirma de forma bastante sospechosa a Herodoto, al mencionar dos nombres que conocemos, y ninguno que no sepamos? & # 8221

Bueno, sí, ahora que lo mencionas. Eso es muy conveniente. El profesor Obbink continúa:

& # 8220Al principio, algunos estudiosos dudaron de su autenticidad, incluido uno de los editores del último & # 8216New Sappho & # 8217 en ser descubierto. Pero otros indicadores no dejan lugar a dudas. La métrica, el idioma y el dialecto son todos reconocibles sáficos y (más difícil de lograr para un falsificador) no hay indicaciones contrarias en absoluto de fecha o escritura. & # 8221

En su charla en la reunión de SCS de 2015, el profesor Obbink mencionó a otro de los primeros escépticos:

& # 8220Pero las primeras reacciones incluso de algunos eruditos condenaron públicamente los textos como "un divertido ejercicio moderno" o como "frígida juventud". Mary Beard le escribió a Martin West para que lo confirmara antes de que apareciera el artículo de TLS. Esto es lo que respondió: "Mi impresión inicial fue que era un material muy pobre y lingüísticamente problemático. Pero cuanto más lo miro, más bien parece. Ciertamente no es uno de sus mejores, pero tiene su ADN por todas partes ''. & # 8221

Tengo la impresión de que la mayoría de los especialistas en Safo consideran la poesía como auténticamente antigua y no como un ejercicio moderno de la composición lírica griega. De hecho, no puedo nombrar a un solo experto que esté registrado que piense que los poemas son falsificaciones. Pero vale la pena recordar que en los primeros días, algunos de los expertos más respetados tuvieron una reacción diferente.

No he visto mucha discusión posterior sobre la posibilidad de que estos papiros pudieran ser falsificaciones modernas. La excepción es un ensayo equilibrado y reflexivo de Theo Nash, quien hace muchos puntos destacados y se fija cuidadosamente en una evaluación de que el papiro es una producción antigua más que moderna, muy probablemente una antigüedad saqueada. Estoy de acuerdo con casi todo lo que escribió, con dos reservas. Primero, ve el poema como & # 8220 completamente aburrido & # 8221, mientras que las falsificaciones son más típicamente sensacionales (como el fragmento Jesús & # 8217 Esposa). Aquí, simplemente quisiera señalar que, para muchas personas, alguna nuevo Safo en absoluto es sensacional en sí. En segundo lugar, Nash escribe que & # 8220 nuestro [hipotético] falsificador puede haber estado muy familiarizado con Safo, pero el esfuerzo sería bastante extraordinario. & # 8221 Si estos fragmentos son falsificaciones modernas, no creo que haya ninguna duda de que la persona quien los produjo es muy familiarizado con Safo. Pero, ¿cómo habría sido & # 8220extraordinario & # 8221 el esfuerzo de composición? La formación en composición griega que recibí en la escuela de posgrado ciertamente no impartió la capacidad de producir algo como el texto de estos fragmentos, pero hay personas para quienes la composición en lengua antigua es una pasión.

Esto incluye tanto a aficionados entusiastas que producen manuales sobre composición sáfica como a académicos que editan textos. Por su contribución a un Festschrift publicado en 2011, el profesor Obbink escribió un capítulo titulado & # 8220 Conjetura que desaparece: los libros perdidos y su recuperación de Aristóteles a la ecología & # 8221. perdido y recuperado (observo de pasada que uno de los principales ejemplos del capítulo es la poesía de Safo).

Al discutir la recuperación de la literatura antigua, el profesor Obbink presenta el competitivo mundo académico de la invocación de textos perdidos de compendios medievales y papiros fragmentarios. El profesor Obbink ofrece su propia evaluación un tanto dura de los esfuerzos de otros académicos (& # 8220Janko & # 8217s las hipótesis han sido refutadas desde entonces y ahora son generalmente ridiculizadas & # 8221) y defiende sus propias habilidades y elecciones de composición:

& # 8220 ¿Qué constituye un fragmento legítimo y cuándo estamos justificados para reconstruir un original perdido? ¿Con qué criterios se juzgará la recuperación como un éxito? Recuerdo que me desanimé cuando un erudito que creía que entendía el método editorial me dijo que una edición de un papiro que había publicado era, como él dijo, 'todos ustedes', en lugar del texto del antiguo autor en cuestión, solo porque el Se restauraron los extremos de algunas de las líneas. & # 8221

En este mundo de llenar lagunas y hacer enmiendas conjeturas, los eruditos cultivan la capacidad de terminar los pensamientos de los autores antiguos, perdiendo la propia identidad y adoptando la del autor antiguo (nota al margen: ¿Alguien sabe a quién se le ocurrió la designación & # 8220P.Sapph.Obbink & # 8221?). En un mundo así, la carga de & # 8220todos ustedes & # 8221 es una quema sólida. Todo eso para decir: si bien la mayoría de los estudiosos clásicos pueden no estar a la altura de la tarea de producir líneas sáficas por encargo, no tengo ninguna duda de que hay estudiosos modernos que podrían hacerlo sin problemas.

Finalmente, está el tema del tratamiento de los fragmentos de la Colección Verde. Como advirtió un curador del Museo de la Biblia el año pasado, en el ahora (in) famoso video de Scott Carroll falsificando extracciones de papiros literarios de máscaras de momias en la Universidad de Baylor, uno de los grupos húmedos incluía los fragmentos de Green Collection Safo, ahora conocidos haber sido comprado por los Verdes al distribuidor turco Yakup Eksioglu semanas antes de su & # 8220descubrimiento & # 8221 en Baylor.

La vista de estos papiros, tirados en un montón empapados, siendo recogidos por aficionados bien intencionados pero inexpertos, es impactante. Humedecer cuidadosamente el papiro antiguo para desplegarlo sin dañarlo es una técnica probada en el tiempo para aplanar papiros de modo que puedan montarse entre paneles de vidrio para su conservación y estudio. Empapar innecesariamente papiros antiguos en agua jabonosa es simplemente estúpido. Las investigaciones de Ariel Sabar plantean la posibilidad de que Carroll ya supiera que estos fragmentos contenían poemas de Safo:

& # 8220 [Simon, clasicista de Baylor] Burris encontró un lugar en una mesa donde Carroll estaba secando papiros que había sacado del fregadero, pero pronto sintió que la cabeza le daba vueltas. Ante él había un pequeño fragmento griego con estrofas de cuatro versos en un dialecto eólico, un sello distintivo de Safo, el siglo VI a.C. el poeta & # 8230Burris vio rápidamente otras piezas, todavía húmedas, con los mismos marcadores sáficos. Pasó las palabras que sobrevivieron a través de un motor de búsqueda: no solo se superponían con poemas conocidos de Safo, sino que llenaban líneas previamente desconocidas. & # 8230 Pero algo se sintió mal. Las piezas de Safo se habían dispuesto de tal manera que incluso un no experto en Safo como él podría detectar varias en cuestión de minutos. (Eventualmente descubriría unos 20 de ellos). Se preguntó: ¿Sabía Carroll de alguna manera lo que había en la máscara antes de destriparla? & # 8221

Por supuesto, puede ser el caso de que Carroll no supiera que los papiros plantados contenían obras de Safo. [[Actualización del 30 de marzo de 2021: ver el Anexo a continuación]] Pero dadas las conexiones ya existentes entre Carroll, Eksioglu y el profesor Obbink, parece muy posible que se supiera que los fragmentos eran Safo antes del evento. Sin embargo, se les dio un baño. ¿Un ferviente entusiasta de Safo como el profesor Obbink permitiría realmente que los papiros antiguos que contienen líneas perdidas de Safo fueran tratados de esta manera sin haber realizado ya el estudio más completo posible de los fragmentos? Eso parecería extraño.

Según el informe de Sabar & # 8217, Carroll empapó ese día un auténtico fragmento de papiro antiguo de la carta de Paul a los romanos robado de la colección Oxyrhynchus. Eso sugiere inmediatamente la posibilidad de que los fragmentos de Safo también fueran auténticamente antiguos y también fueran robados de la misma fuente. Esta posibilidad no puede descartarse, pero me parece dudosa. Parece poco probable que Edgar Lobel, que tenía un interés especial en Safo y pasó casi 40 años trabajando con la colección Oxyrhynchus, se hubiera perdido fragmentos extensos de Safo como estos.

Entonces, para resumir, tenemos:

  • Fragmentos de papiro con contenido sensacional y muy deseado
  • Historias de procedencia falsas para estos fragmentos
  • Afirmaciones aparentemente falsas sobre las pruebas científicas de estos fragmentos
  • Sin acceso al fragmento principal para su examen.
  • Primeras dudas sobre la calidad de la poesía copiada en estos fragmentos
  • Tratamiento sorprendentemente arrogante de papiros antiguos únicos supuestamente muy valiosos

Dado todo esto, ¿es realmente exacto decir que no hay & # 8220evidencia que sugiera que P.GC inv. 105 o P.Sapph.Obbink no es auténtico & # 8221? Podría ser mejor decir que la mayoría (¿quizás todos?) Los eruditos competentes consideran estos fragmentos como auténticos incluso frente a muchas circunstancias sospechosas que rodean a estos papiros.

Permítanme reiterar. No puedo juzgar la autenticidad de estos papiros. Si estos fragmentos son falsos, son algunos de los mejores que he visto en mi vida. Pero, de nuevo, en realidad no he & # 8217t visto ellos. Y además del profesor Obbink, ¿quién lo ha hecho?

Anexo 30 de marzo de 2021: Mirando de nuevo las secciones relevantes del artículo de Sabar & # 8217, parece bastante claro que Carroll sabía de antemano que era Safo quien estaba empapado innecesariamente para su extracción falsa: & # 8220 Cuando le dije a Carroll lo que había descubierto, él reconoció plantando los fragmentos de Safo y Romanos en la máscara en Baylor ese día. Su objetivo, dijo, era enseñar a los estudiantes cómo identificar papiros, no cómo desmontar una máscara. Inseguro de lo que recuperaría de la máscara, decidió mezclar algunas piezas emocionantes de la Colección Verde. & # 8216En ese momento, no sentí que fuera una duplicidad. & # 8217 & # 8220


Cinco hechos fascinantes sobre Safo

1. A Safo se le atribuye la invención de la púa. Un jarrón ateniense que data del siglo VI a. C. muestra a Safo sosteniendo una lira, que toca con un pequeño dispositivo que es reconocible como el precursor de la púa moderna. ¿Ella lo inventó? Los historiadores no están seguros, pero parece que Safo estaba usando una púa para tocar las cuerdas en un momento en que todos los demás estaban felices de tocar las cuerdas de la lira.

2. Casi nada de la obra de Safo sobrevive. Se sabe que Safo escribió unos nueve volúmenes de poesía, pero se conservó muy poco de su trabajo. Algunos han culpado de esto a las actividades de la Iglesia medieval, que buscaba suprimir obras que eran paganas y, lo que es más, a menudo probablemente bastante sexys. Safo es, después de todo, el poeta que inspiró la palabra "lesbiana" para una mujer que ama a otras mujeres. El hogar de Safo estaba en la isla de Lesbos.

3. Algunos de los poemas que sobrevivieron a los estragos de la Edad Media lo hicieron por curiosas razones. Un erudito se tomó la molestia de copiar uno de los poemas de Safo porque admiraba el uso de las vocales de Safo. Otro de sus poemas fueron descubiertos porque habían sido garabateados en una antigua vasija de barro rota. El único poema sustancial y completamente intacto de Safo que tenemos aparece en el tratado de Longinus En lo sublime, pero incluso aquí hay numerosos problemas, entre ellos la inexactitud de Longinus al citar a otros poetas en otras partes de su ensayo. ¡Es posible que también haya citado mal a Safo!

4. Gran parte de lo que hacer han sido desenterrados en los últimos cien años. Alrededor de la vuelta del siglo XIX al XX, una serie de excavaciones de un vertedero de basura en la ciudad de Oxirrinco en Egipto, a unas 100 millas al sur de El Cairo, llevaron al descubrimiento inadvertido de algunos rollos de papiro. Contenían, entre otras cosas, un poco de poesía perdida del poeta lírico Safo. Todavía estamos encontrando su poesía: dos fragmentos más salieron a la luz en 2004 y 2012.

5. A pesar de la escasez de su obra (o al menos la que ha sobrevivido), Safo ha sido alabada en los más altos términos por los poetas posteriores. "La mujer Homer" es uno de los muchos apodos de su poeta victoriano Algernon. Charles Swinburne fue mejor, pensando que era superior a Homer o, de hecho, a Shakespeare. Platón la llamó "la décima musa". No está mal para alguien cuyo trabajo sobrevive en su mayoría solo como fragmentos.

Si te gustó esta trivia de Safo, te recomendamos nuestro libro repleto de 3.000 años de datos interesantes sobre libros, La biblioteca secreta: un viaje de los amantes de los libros a través de las curiosidades de la historia, disponible ahora en Michael O’Mara Books.


Aventuras en la Feministoria: Safo

A pesar de todo el respeto y la notoriedad ligados al nombre "Safo de Lesbos", poco se sabe con certeza sobre la vida del poeta griego. Nacida alrededor del año 615 a.C., Safo fue maestra en una academia para mujeres solteras que se hizo conocida por su amplia colección de poesía cargada de emociones. Según los escritos sobrevivientes, se sospecha que se casó y tuvo una hija, Cleis, antes de su muerte alrededor del año 550 a. C.

Incluso en el mundo masculino de la literatura clásica, Safo ha sido considerado durante mucho tiempo como uno de los más grandes poetas líricos de todos los tiempos. Los eruditos de la Alejandría helenística la nombraron (en compañía de ocho hombres) como uno de los nueve poetas melicos o musicales que vale la pena estudiar, y en un elogio cargado, Platón la apodó como "la décima musa". Ella sirvió de inspiración para innumerables pinturas y esculturas, pero a diferencia de las musas míticas, Safo no existió para facilitar el arte de nadie más que el suyo.

Safo fue a la vez poeta y compositora: muchas de sus obras estaban destinadas a ser cantadas con el acompañamiento de una lira, de ahí el término "poesía lírica". Su escritura se diferenciaba de otros versos populares de su época en que abordaba principalmente las relaciones apasionadas entre humanos en lugar de dioses o aventuras épicas. A menudo tenía un tono melancólico. El ritmo típico de sus versos resultó tan distintivo que llegó a conocerse como la "estrofa sáfica" o, musicalmente, la "métrica sáfica".

Sin embargo, a pesar de todos los elogios que reunió incluso en su propio tiempo, la mayor parte de la poesía de Safo se ha perdido. Si bien es imposible conocer los detalles de su vida personal, el hecho de que los poemas de apariencia romántica de Safo usaran pronombres femeninos y masculinos provocó la ira de hombres poderosos en el siglo XI, que organizaron quemas masivas de su obra. . Algunos estudiosos sospechan de la participación del Papa Gregorio VII. Publicados como están, la mayoría de sus "poemas" son en realidad fragmentos derivados de escritos de otras personas que citaron a Safo. Afortunadamente, incluso esto es suficiente para llenar libros.

A pesar de su historia ambigua, Safo es quizás mejor conocida como un ícono lésbico. Además de ser inmortalizada como métrica, ha dejado su huella en el idioma inglés a través de los principales actores del léxico QUILTBAG. La palabra "sáfica" se usa a menudo como un adjetivo para las mujeres que aman a las mujeres, y la palabra "lesbiana" se tomó de la isla de Lesbos debido a sus grupos de mujeres muy unidos durante su tiempo. (En 2008, tres residentes de Lesbos incluso presentaron una demanda contra la comunidad de homosexuales y lesbianas de Grecia con la esperanza de forzar un cambio de nombre. Al llamar a la palabra "insultante", el grupo parecía tener esperanzas de romper la conexión entre el término " Lesbianas ”y“ ciertas mujeres ”en conjunto. El caso fue desestimado).

Es difícil no preguntarse qué haría Safo con su reputación duradera, pero es fácil entender por qué sus versos recuperados han resistido la prueba del tiempo. El estilo de la mujer griega con las palabras era encantador, conmovedor y musical, incluso sin una lira como compañera:

No he tenido una palabra de ella

Francamente desearía estar muerto
Cuando se fue, lloró

mucho me dijo: "Esta despedida debe ser
soportado, Safo. Voy de mala gana ".

Dije: "Vete y sé feliz
pero recuerda (tu sabes
bueno) a quien dejas encadenado por el amor

"Si me olvidas, piensa
de nuestros dones a Afrodita
y toda la hermosura que compartimos

"Todas las tiaras violetas,
capullos de rosa trenzados, eneldo y
azafrán entrelazado alrededor de tu joven cuello

“Mirra vertida en tu cabeza
y sobre suaves esteras chicas con
todo lo que más deseaban junto a ellos

“Mientras no coreaban voces
Coros sin los nuestros
ningún arbolado floreció en primavera sin canto & # 8230 ”

& # 8211 Traducido por Mary Barnard [fuente]

Fresco pompeyano de Safo por una foto de un artista desconocido a través de la Universidad de Texas en Austin.

Busto de Safo en “Xth Muse” por Ian Hamilton Finlay foto vía Jupiter Artland.


Safo: una nueva traducción de las obras completas

Lo trágico de Safo es que tenemos tan poco de ella, más allá de su asombrosa reputación en el mundo antiguo. Esta edición incluye un poema casi completo descubierto en 2005 (su pergamino. Читать весь отзыв

Избранные страницы

Содержание

Часто встречающиеся слова и выражения

Об авторе (2014)

Safo, a quien Platón (véanse los vol. 3 y 4) llamó "la décima musa", fue el más grande de los primeros poetas líricos griegos. Nació en Mytilene en Lesbos y fue miembro, quizás la cabeza, de un grupo de mujeres que honraban a las Musas y Afrodita. Su familia era aristocrática, se dice que estaba casada y tenía una hija. Sus brillantes letras de amor, canciones de matrimonio e himnos a los dioses están escritos en dialecto eólico en muchos metros, uno de los cuales lleva su nombre: el sáfico. La mayoría de los fragmentos sobreviven de los nueve libros que se cree que fue autora. Su verso es simple y directo, exquisitamente apasionado y vívido. Catulo, Ovidio y Swinburne (ver Vol. 1) fueron algunos de los muchos poetas posteriores en los que influyó.

Diane Rayor es profesora de clásicos en Grand Valley State University. En 2011, recibió el premio de la facultad más prestigioso de la universidad, el Premio de la facultad sobresaliente de Glenn A. Niemeyer por la excelencia en la enseñanza, las becas y el servicio. En 2010, Colorado College otorgó a Rayor el Doctorado en Letras Humanitarias, honoris causa. Rayor ha publicado cinco traducciones de libros de poesía y teatro griegos antiguos: Eurípides '' Medea ': Una nueva traducción (Cambridge University Press, 2013) Sófocles' 'Antígona': Una nueva traducción (Cambridge University Press, 2011) Himnos homéricos: una traducción , con Introducción y notas (2004) Safo's Lyre: Arcaic Lyric and Women Poets of Ancient Greece (1991) y Callimachus (con S. Lombardo, 1988). Es coeditora de Poesía Elegaica y Lírica Latina (1995). Sus traducciones aparecen en numerosas antologías, entre ellas Poetas griegos: Homero hasta el presente (2009), que contiene dieciséis de sus traducciones.

Diane Rayor es profesora de clásicos en Grand Valley State University. En 2011, recibió el premio de la facultad más prestigioso de la universidad, el Premio de la facultad sobresaliente de Glenn A. Niemeyer por la excelencia en la enseñanza, las becas y el servicio. En 2010, Colorado College otorgó a Rayor el Doctorado en Letras Humanitarias, honoris causa. Rayor ha publicado cinco traducciones de libros de poesía y teatro griegos antiguos: Eurípides '' Medea ': Una nueva traducción (Cambridge University Press, 2013) Sófocles' 'Antígona': Una nueva traducción (Cambridge University Press, 2011) Himnos homéricos: una traducción , con Introducción y notas (2004) Safo's Lyre: Arcaic Lyric and Women Poets of Ancient Greece (1991) y Callimachus (con S. Lombardo, 1988). Es coeditora de Poesía Elegaica y Lírica Latina (1995). Sus traducciones aparecen en numerosas antologías, entre ellas Poetas griegos: Homero hasta el presente (2009), que contiene dieciséis de sus traducciones.


1911 Encyclopædia Britannica / Sappho

SAPPHO (Siglos VII-VI ANTES DE CRISTO.), Poetisa griega, era oriunda de Lesbos, contemporánea de Alcaeus, Stesichorus y Pittacus, de hecho, con el período culminante de la poesía eólica. Uno de sus hermanos, Charaxus, se enamoró de una cortesana llamada Doricha con quien despilfarró su propiedad. Safo escribió una oda, en la que lo satirizó severamente y lo reprendió. Otro hermano, Larichus, era copero público en Mitilene, puesto para el que era necesario tener una buena cuna. Se dice que tuvo una hija, llamada así por su abuela Cleis, y que conocía personalmente a Alcaeus. Se dirigió a ella en una oda de la que se conserva un fragmento: “Safo de tejido violeta (o morena), pura, dulce sonrisa, quiero decir algo, pero la vergüenza me lo impide” y ella respondió en otra oda: “ Si hubieras deseado algo bueno o justo, la vergüenza no habría tocado tus ojos, pero lo habrías hablado abiertamente ". The story of her love for the disdainful Phaon, and her leap into the sea from the Leucadian promontory, together with that of her flight from Mytilene to Sicily, has no confirmation we are not even told whether she died of the leap or not. Critics again are agreed that Suïdas was simply gulled by the comic poets when he tells of her husband, Cercolas of Andros. Both the aspersions which these poets cast on her character and the embellishments with which they garnished her life passed for centuries as undoubted history. Six comedies entitled Safo y dos Phaon, were produced by the Middle Comedy but, when we consider, for example, the way in which Socrates was caricatured by Aristophanes, we are justified in putting no faith whatever in such authority. We may conclude that Sappho was not utterly vicious, though by no means a paragon of virtue. All ancient tradition and the character of her extant fragments show that her morality was what has ever since been known as “Lesbian.”

At Lesbos she was head of a great poetic school, for poetry in that age and place was cultivated as assiduously and apparently as successfully by women as by men. Her most famous pupils were Erinna of Telos and Damophyla of Pamphylia. In antiquity her fame rivalled that of Homer. She was called “the poetess,” he “the poet.” Different writers style her “the tenth Muse,” “the flower of the Graces,” “a miracle,” “the beautiful,” the last epithet referring to her writings, not her person, which is said to have been small and dark.

Her poems were arranged in nine books, on what principle is uncertain she is said to have sung them to the Mixo-Lydian mode, which she herself invented. The perfection and finish of every line, the correspondence of sense and sound, the incomparable command over all the most delicate resources of verse, and the exquisite symmetry of the complete odes which are extant, raise her into the very first rank of technical poetry at once, while her painting of passion, which caused Longinus to quote the ode to Anactoria as an example of the sublime, has never been since surpassed, and only approached by Catullus and in the Vita Nuova. Her fragments also bear witness to a profound feeling for the beauty of nature. The ancients also attributed to her a considerable power in satire, but in hexameter verse they considered her inferior to her pupil Erinna.

The fragments of Sappho have been preserved by other authors incidentally. Three fragments ascribed to her have been found on Egyptian papyri within recent years. The first two were published by W. Schubart in Sitzungsberichte d. königl. preuss. Akademie d. Wissenschaften (1902), i. 195 and re-edited (with bibliography) in the Berliner Klassikertexte, v. 2 (1907) the third, discovered in 1879, and attributed to Sappho by Blass, is re-edited in the Berlina. Klass. v. For these three fragments see especially J. M. Edmonds, in Clásico Revisar (June, 1909), pp. 99-104 (text, trans., comment.) and on the text of the “Ode to the Nereids” in Classical Quarterly (October, 1909). The poems were separately edited with translation by Wharton (3rd ed., 1895) also in H. Weir Smyth's Greek Melic Poets (1900). See also P. Brandt, Safo (Leipzig, 1905) B. Steiner, Safo (1907).


Safo

Detail of Raphael’s Parnassus showing Sappho, 1509.(Wikimedia Commons)

Sappho was a Greek lyric poet from Mytilene on the island of Lesbos. Born at the close of the seventh century BCE, Sappho was famously declared the “Tenth Muse” by Plato. Ancient sources state that she produced nine volumes of poetry. While two hundred fragments have been attributed to Sappho, only two complete poems and approximately forty fragments survive. Much of the fascination about Sappho over the centuries has been fueled by the fact that she is a woman addressing many of her love poems to other women, that we know almost nothing about her life, and that, in modern times, her poems survive mostly in fragments.

Like other poetry of her day, Sappho's was composed primarily for oral performance. But there is considerable disagreement among scholars about whether Sappho's poems were for solo or choral performance. Unfortunately, there is not enough conclusive evidence to determine the context in which Sappho's songs were sung. At the very least, it seems likely that her wedding songs might have been performed by choruses. We do know that Sappho wrote in the Aeolic dialect in a variety of meters and that her work covers a broad range of themes and concerns: romantic love, marriage, fellowship and community, myth and ritual, politics, and philosophical reflections on nobility and goodness.

For years, notions of Sappho as the head of a religious cult or as a teacher in a kind of finishing school for young aristocratic women dominated Sappho scholarship. While the nature of Sappho's “circle” is still open to debate, contemporary scholars generally regard Sappho as connected in some way, formally or informally, to a group of women affiliated with one another through the bonds of friendship and love. Even in poems that do not deal explicitly with love, Sappho often depicts herself as part of a world in which the emotional and/or erotic bonds between women take center stage. Several of Sappho's extant poems (notably fragments 94, 96, and 16) emphasize the pathos and longing in the departure of a young woman from Sappho and from a circle of women to which they all appear to be affiliated. Some scholars regard these depictions of separations as alluding to the transition from girlhood to womanhood and possibly from homoerotic relationships to conventional marriages. Claude Calame takes this idea further by positing that the activities of Sappho's “circle” might have included rites of initiation for young girls on the brink of womanhood and marriage.

While the notion of a “circle” of young women remains undefined in Sappho's poems, the exploration of love, desire, and the pursuit of beauty remain the most prominent themes in Sappho's poetry and those for which she is most remembered.

Despite Sappho's primary emphasis on love and sexuality, she does not confine herself to these themes. Sappho's poetry also shows an interest in politics and philosophy. We know from the poetry of Sappho's contemporary, Alcaeus, that the politics of Lesbos were often violent and tumultuous. In some of her fragments (e.g., fragment 57) Sappho attacks a number of powerful families on Lesbos through insults to the women of those families. We can see in those fragments how Sappho's concern about social class is indicative of the ways in which her poetry in general champions aristocratic values.

Sappho also shows a concern with moral values. In fragments 3, 50, 148, and 16 she describes what it means to be a noble man and attempts to define abstract notions of beauty and goodness. In fact, some scholars regard Sappho's work as “pre-philosophical” in that some of her poems seem to explore ethics as well as erotics. The exciting, recent discovery of a new Sappho poem (poem 58) not only extends Sappho's extant body of work but also provides another instance of Sappho's interest in philosophical issues—in the broad colloquial sense of that term. In that poem Sappho contemplates the inevitability of aging and mortality. While she laments the difficulties and losses associated with growing old, she also reflects on aging in the context of more general ruminations on the relationship between permanence and change. These ruminations may be seen as part of the intellectual climate in which Sappho lived and wrote. We can see some of the central themes in Presocratic philosophy play out in a number of Sappho's surviving poems, in particular the concern with issues of permanence and change not only in human life but in all of nature. Sappho acknowledges the inescapable fact of human mortality but also alludes to the prospects of poetic immortality. In other fragments as well, Sappho expresses an abiding confidence that she will be remembered for all time. Most famously, in fragment 147, Sappho asserts that “someone will remember us in the future.”

Trabajos consultados:

Oxford Encyclopedia of Ancient Greece and Rome

André Lardinios, "Introduction", Sappho: A New Translation of the Complete Works, edited and translated by Diane Rayor (provides a detailed overview of the broad range of scholarship on Sappho's life)


Why Are So Many Ancient Statues Missing Their Noses?

This is a question that a lot of people have asked. If you have ever visited a museum, you have probably seen ancient sculptures such as the one below—a Greek marble head of the poet Sappho currently held in the Glyptothek in Munich, with a missing nose:

Bibi Saint-Pol, Public Domain, Wikimedia Commons

A smashed or missing nose is a common feature on ancient sculptures from all cultures and all time periods of ancient history. It is by no means a feature that is confined to sculptures of any particular culture or era. Even the nose on the Great Sphinx, which stands on the Giza Plateau in Egypt alongside the great pyramids, is famously missing:

pius99/iStock via Getty Images

If you have seen one of these sculptures, you have probably wondered: “What happened to the nose?” Some people seem to have a false impression that the noses on the majority of these sculptures were deliberately removed by someone.

It is true that a few ancient sculptures were indeed deliberately defaced by people at various times for different reasons. For instance, there is a first-century AD Greek marble head of the goddess Aphrodite that was discovered in the Athenian Agora. You can tell that this particular marble head was at some point deliberately vandalized by Christians because they chiseled a cross into the goddess’s forehead.

This marble head, however, is an exceptional case that is not representative of the majority of ancient sculptures that are missing noses. For the vast majority of ancient sculptures that are missing noses, the reason for the missing nose has nothing to do with people at all. Instead, the reason for the missing nose simply has to do with the natural wear that the sculpture has suffered over time.

The fact is, ancient sculptures are thousands of years old and they have all undergone considerable natural wear over time. The statues we see in museums today are almost always beaten, battered, and damaged by time and exposure to the elements. Parts of sculptures that stick out, such as noses, arms, heads, and other appendages are almost always the first parts to break off. Other parts that are more securely attached, such as legs and torsos, are generally more likely to remain intact.

You are probably familiar with the ancient Greek statue shown below. It was found on the Greek island of Melos and was originally sculpted by Alexandros of Antioch in around the late second century BC. It is known as the Aphrodite of Melos or, more commonly, Venus de Milo. It famously has no arms:

winduptu/iStock via Getty Images

Once upon a time, the Aphrodite of Melos did, in fact, have arms, but they broke off at some point, as arms, noses, and legs often tend to do. The exact same thing has happened to many other sculptures’ noses. Because the noses stick out, they tend to break off easily.

Greek sculptures as we see them today are merely worn-out husks of their former glory. They were originally brightly painted, but most of the original pigments faded or flaked off long ago, leaving the bare, white marble exposed. Some exceptionally well-preserved sculptures do still retain traces of their original coloration, though. Por ejemplo:

Capillon, Public Domain, Wikimedia Commons

Even for the sculptures that do not retain visible color to the naked eye, archaeologists can detect traces of pigment under an ultraviolet light using special techniques. There are also dozens of references to painted sculptures in ancient Greek literature, such as in Euripides's Helen, in which Helen laments (in translation, of course):

“My life and fortunes are a monstrosity,
Partly because of Hera, partly because of my beauty.
If only I could shed my beauty and assume an uglier aspect
The way you would wipe color off a statue.”


Ver el vídeo: 15 de octubre de 2021 (Junio 2022).


Comentarios:

  1. Blagdon

    ¡No te rompas en la cabeza!

  2. Yozshurisar

    la respuesta correcta

  3. Baris

    De acuerdo con la información notable

  4. Amphitryon

    La idea de un bien, estoy de acuerdo contigo.

  5. Cluny

    Estoy de acuerdo, este es un gran mensaje.

  6. Mezizragore

    Entre nosotros hablando, ¿no trataste de buscar en Google.com?



Escribe un mensaje